Acerca de

Creo que tenía unos diez años cuando con un la paga del domingo me compré una bolsita de abalorios y un hilo de sedal. Estaba de vacaciones. Fuí insertando una a una las bolitas en el hilo y me hice mi primer collar. No recuerdo si alguien me sugirió que lo hiciera, ni siquiera si me ayudaron. Sólo recuerdo la sensación de adquirir por primera vez algo que estaba sin hacer. Aún no conocía la satisfacción que se produce al transformar lo que ves en lo que imaginas.

Todavía conservo aquella pieza.

 

Deja un comentario

Be the first to leave a comment!